La era de la (Des)Información.

Si os fijáis de un tiempo a esta parte, en muchos telediarios, programas de cocina, etc.. se habla mucho de cocina, y por supuesto, también de nutrición. Cada vez más en dichos programas, entrevistan a Dietistas-Nutricionistas para preguntarles su opinión al respecto. Un tema muy de moda, es el gluten y la celiaquía. En varios programas se habla de que, solo es estrictamente necesario utilizar una dieta sin gluten a aquellas personas a las cuales se les haya diagosnitaco celiaquía (este diagnostico solo se obtiene si se realiza una biopsia del intestino).

Este tema, surgio en el telediario de  TVE. Todo muy bien hasta que el presentador intentó explicar en que consistia la celiaquía. Según el mismo, la celiaquía es una enfermedad que impide a las personas “sintetizar gluten”. ¿Seguro? Vaya, a mi en la carrera (y imagino que en el módulo de TSD explicarán lo mismo), que la celiaquía es una enfermedad autoinmune que causa problemas instestinales y malabsorción (lo explica perfectamente el MedLine aquí: https://medlineplus.gov/spanish/ency/article/000233.htm). Pero que quede claro, el gluten no se sintetiza, puesto que nuestro cuerpo no lo puede crear endógenamente. Esto es lo que pasa cuando gente, que no sabe sobre el tema, interviene.

Creo que, ahora más que nunca, es importante que personal especializado en el tema o materia explique detenidamente, los síntomas y el tratamiento de este tipo de enfermedades, ya que a veces en lugar de informar a la población, la (des)informa. Hasta el momento, el único tratamiento es eliminar o minimizar al máximo (depende del grado de tolerancia de cada persona) el gluten de la dieta.
¿Queréis más ejemplos? Como siempre, para muestra un boton. Hace no mucho circulaba un anuncio publicitario de una conocida marca de pan horneado que decía: “Desde que he elimiando el gluten de mi dieta me siento menos hinchada y con digestiones menos pesadas”. Os dejo el link del video por si queréis consultarlo: https://www.youtube.com/watch?v=c70f-uHab58

¿Sorprendidos? Este anuncio por cierto hace tiempo que no aparece en la tele debido en parte, a la polémica que suscito. Aunque en mi opinión, el daño ya esta echo. Este anuncio ya ha llegado a miles de personas, que al estar (des)informados, pueden tomar una decisión equivocada.
¿Que podemos hacer ante todo esto? Hacernos oir. Transmitir siempre la información con el máximo rigor. Paritcipar en las campañas informativas, campañas en colegios, consultas, etc…
Particularmente, sigo desde hace un tiempo al programa de TVE 2, tips de nutrición. En este programa varios Dietistas-Nutricionistas, hablan sobre temas de actualidad relacionados con los mitos entorno a la nutrición. En esta ocasion, Virgina Gómez (@virginut), inteviene en dicho programa donde explica en que consiste dicha enfermedad.
A veces me pregunto, ¿Tan dificil es? Los medios de comunicación, las teles, las radios, no intentan contrastar la información que ellos disponen, puesto que la inmediatez es primordial para ellos. Si que es cierto que, cada vez más los dietistas-nutricionistas tenemos un papel más activo en la sociedad, pero todavia nos queda un largo camino por recorrer. celiaquia

Anuncios

#GlutenFree Round 2

Siguiendo con la temática de los carbohidratos. Comparto con vosotros este segundo post, donde pretendo suavizar esta fobia a este grupo tan importante dentro de nuestra alimentación.

Hace un par de años, nos bombardeaban con las maravillas de la Dieta Dunkan, luego le siguió la Pronokal y ahora la Paleo-Dieta. Todas tienen en común el “odio” al carbohidrato, por ser un azúcar complejo. A uno cuando lee todas estas cosas, le vienen ganas de acabar con esta paleo-vida que nos rodea y desmitificar tanto odio irracional al carbohidrato. Si bien no es bueno abusar de él, creo que es un alimento fundamental en nuestra alimentación. Se tiene que tomar en su justa medida. Creo que no hay que dejar de lado ninguno de las 3 grandes grupos: Hidratos, proteínas y grasas.
Pero antes de empezar a lapidar sobre estas dietas, me llamó la atención un curioso artículo de la revista “Elle1″, con el siguiente título: La anti-dieta. Ojeé el artículo, para ver de que timo-patraña nos relataba esta vez. Debo decir, que fué una grata sorpresa leerlo, puesto que relataba la dieta que seguía un personaje público: “Crecí con la creencia de que una buena salud tiene que ver con la moderación, así que celebro la vida sana a través del ejercicio y una dieta equilibrada”. Vaya, por una vez, he de darle la razón. A lo que añade: “Trato de tomar granos enteros, carbohidratos y hacer tres comidas al día”. A mi juicio, esta frase no es nada nuevo y se rige por la nueva pirámide nutricional de la SENC (donde hace un par de semanas redacté un artículo sobre ella2).
Al final resulta ser que la anti-dieta, es algo parecido a llevar una dieta mediterránea. Hacer ejercicio regular y con moderación, 3 o 4 comidas al día y obtener energía de los carbohidratos. No puedo estar más de acuerdo con ella, los hidratos de carbono componen el 50-55% de nuestra dieta y son muy necesarios en nuestro día a día, ya que nos aportan energía al instante, son el combustible del cerebro, tienen poder saciante y ayudan a bajar de peso, entre otras funciones. Además si eliges la opción integral, te aportan un plus de vitaminas y minerales. Como se puede comprobar en la tabla adjuntada a continuación3

Un ejemplo de carbohidratos muy beneficiosos para nuestra salud son:
⦁ Legumbres: aportan mucha fibra, además de ayudar a las bacterias beneficiosas del colon y a mejorar nuestra salud cardiovascular4

⦁ Quinoa: aporta ácido fólico (ayuda al correcto desarrollo cognitivo del cerebro), Vitamina E (antioxidante) y riboflavona (B2) entre otras5.

⦁ Avena: ayuda a regular los niveles de colesterol en sangre, contribuye a la péridida de peso y reducir el riesgo de cadecer enfermedades cardíacas6

Bibliografia

post

group of carbohydrate products

1. http://www.elle.es/belleza/belleza-vip/pippa-middleton-dieta
2. https://healthynutsblog.wordpress.com/2016/02/21/la-nueva-piramide-de-la-senc/
3. http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/218317577
4. http://www.hola.com/cocina/nutricion/2014070172244/pan-blanco-o-pan-integral-cual-comer-calorias/
5. http://www.fao.org/quinoa-2013/what-is-quinoa/nutritional-value/es/
6. http://nutricion.ufm.edu/el-s-glucano-en-avena-y-su-efecto-en-la-disminucion-del-colesterol/

Seguir una dieta sana: ¿Mejor una dieta sin gluten?

Ayer, vi en televisión un anuncio de una conocida marca de galletas integrales, donde un famoso tenista, anuncia a -bombo y platillo- que sus mejores resultados los ha obtenido siguiendo una dieta sin gluten. Tal cual.
¿Qué rigor científico tiene esta afirmación? ¿Ha realizado estudios nutricionales, médicos y antropométricos qué respalden esta tesis?
Como ellos no se han molestado en consultas fuentes bibliográficas para respaldar su tesis, nos toca a los dietistas-nutricionistas arrojar un poco de luz sobre este tema.

La Asociación Española de Celíacos1 la define como: El gluten, es una proteína presenta en la semilla de algunos cereales, como el trigo la cebada y el centeno. Está compuesta por gliadina (90%) y glutelina (9%). Es la causante de le enfermedad celíaca, enfermedad autoinmune que cursa con inflamación del intestino causada por la exposición a dicha proteína. EL tratamiento más eficaz para evitar sus síntomas (malabsorción intestinal, digestiones pesadas, etc…), es evitar totalmente el consumo de cereales con gluten.
¿Qué pasa si no tienes estos síntomas ni te han diagnosticado dicha enfermedad? ¿Es necesario evitar el gluten? Es más, ¿El evitarlo te ofrece algún beneficio?. En un artículo publicado recientemente en “El Mundo2” analizan el “boom” que hay en EE.UU sobre la nueva dieta “gluten free”, su conclusión es que no es un alimento tóxico, por tanto no tiene sentido privarse de él cuando no se sufre celiaquía. gluten-free-bread-slices1Además, al no consumir gluten, restringes muchos alimentos ricos en hidratos de carbono, que además poseen elevadas cantidades de fibra, muy beneficiosa para nuestro tránsito intestinal, puede ayudarnos con la pérdida de peso y a mantener los niveles de colesterol a raya.

Este tema no es nuevo, una compañera3, publico hace unos días, su punto de vista, relatando un estudio muy interesante realizado por la Universidad de Cambridge, donde alerta de que la restricción del gluten puede afectar negativamente a nuestras defensas, modificando i/o reduciendo las bacterias intestinales, beneficiosas para nuestro organismo. A su vez, ha alertado que la dieta “gluten free” es mas una cuestión de marketin (un producto sin gluten cuesta el doble que un producto normal), que no una cuestión de salud.

Bibliografia:

  1. http://www.celiacos.org/la-dieta-sin-gluten.html
  2. http://www.elmundo.es/elmundosalud/2012/04/12/nutricion/1334234933.html
  3. http://www.directoalpaladar.com/salud/una-dieta-sin-gluten-no-es-necesariamente-una-dieta-saludable

La nueva pirámide de la SENC

Hoy, leyendo la prensa, vi que la SENC (Sociedad Española de Nutrición Comunitaria), ha lanzado una nueva pirámide nutricional1, donde ha incluido en la base de la pirámide (donde antes estaban los cereales) la actividad física regular, el agua y el equilibrio emocional, entre otros. Un gran acierto, puesto que en una alimentación sana y equilibrada hay que tener en cuenta todos los factores, tanto externos como internos. En segundo lugar, ha puesto a los alimentos ricos en hidratos de carbono (HC), es decir, los cereales. Sabemos que este grupo constituye el 50-55 % de las calorías totales de una dieta, pero considero más oportuno introducir en ese lugar a las frutas y verduras frescas, de temporada y de proximidad. Puesto que, a mi parecer, este grupo debería de ser “nuestra primera elección” cada vez que abrimos la nevera o preparamos un plato para comer. Es la opción más sana, ya que:

  1. Contienen micro nutrientes esenciales para el correcto desarrollo de nuestro organismo y contribuyen a fortalecer nuestro sistema inmune.
  2. Las hortalizas frescas, de temporada y de nuestra zona, contienen gran cantidad de fibra, que ayuda al correcto funcionamiento del intestino2 y a saciar nuestro apetito.
  3. Las hortalizas contienen apenas calorías, aunque en el caso de las frutas es recomendable no tomar más de 3 raciones al día.

 

Si pusiéramos a este grupo en la base de la pirámide quizá concienciaríamos a la población de que la campaña “5 al día” no es por azar y remarcaríamos sus bondades en contraposición con los cereales. Remarcar que se ha apostado por el consumo de cereales en su variedad integral (otro mini-punto para ellos).
En cuarta posición tendríamos los lácteos, recomendando la versión descremada (tercer mini-punto de la tarde) y los proteicos. En este sentido, creo que dentro del grupo de los proteicos, deberían de incluir a las legumbres, en lugar de ponerlas junto con los cereales. ¿Por qué? Para ofrecer una alternativa a la proteína animal (remarcar que no es una alimento 100% proteico, también contiene HC). Creo que no se tienen en cuenta las numerosas ventajas que tiene el consumir legumbres regularmente (unos 60-80 gramos de 2 a 3 veces por semana). A parte de proteína, contienen hierro y calcio (de baja biodisponibilidad, aunque se aplicas limón o algún ácido, se transforma el hierro férrico en ferroso y así se vuelve asimilable por el organismo). La soja también pertenece a este grupo de alimentos, aunque yo recomendaría una legumbre más completa, más saludable y más nuestra, como la lenteja. Esta, si se combina con cereales, obtenemos proteína de alto valor biológico (y más barata que la carne).  SENC

Por último, comentar que, como novedad, ha incluido a los suplementos y complementos nutricionales, aconsejando visitar a un especialista antes de “auto medicarnos”.

Bibliografía:

  1. http://www.efesalud.com/noticias/estilos-de-vida-saludable-nuevas-recomendaciones-de-la-piramide-nutricional-senc-2015/
  2. http://www.henufood.com/nutricion-salud/aprende-a-comer/grupos-de-alimentos-y-su-importancia-para-la-salud-parte-i-frutas-verduras-y-hortalizas/

Alimentos light, 0% MG y sin azúcar

Existe la falacia en esta sociedad moderna que los alimentos denominados “light”, “0% materia grasa” y “sin azúcar añadido” son más saludables, no engordan y se pueden consumir más a menudo en nuestra dieta. Pero, ¿Qué son realimente estos alimentos? ¿A qué grupo pertenecen?
Estos alimentos se denominan alimentos funcionales a los cuales se les han reducido el porcentaje de calorías, grasas y azúcares para que –se supone- sean más saludables para nuestro organismo. ¿Sera cierto? Veamos su definición y sus propiedades.

  • Los alimentos light: se denominan así porque contienen un 30% menos de calorías que el producto base2. Un ejemplo muy claro seria la bebidas azucaradas (me niego a llamarlas refrescantes, puesto que el azúcar en cantidades industriales no sacian la sed). El producto base seria la bebida de cola y el producto light contiene un 30% menos de valor calórico que su predecesor. Ello no quiere decir que no “engorden” y que tengamos “barra libre”. De hecho se puede ser obeso comiendo productos light, tal y como afirma el Dr. Camilo Silva en esta entrevista al diario ABC, titulada <<No se engañe, los alimentos light también engordan>>3
  • Alimentos 0%: En teoría, cuando nos referimos a un alimento 0%, nos referimos a que está libre de grasas, aunque no tiene por qué ser así. Puede que se refiera a libre de colorantes y conservantes. El presuponer que esté libre de grasas no quiere decir que no contenga calorías. De hecho, la mayoría de 0% sustituyen la grasa por cantidades excesivas de azúcar. Con lo cual, el resultado es el mismo. Solo que en vez de tomar un exceso de grasas, tomas un exceso de azúcar simple (y no sé qué es peor).
  • Alimentos sin azúcar añadido: Como indica su propio nombre, no se les ha añadido nada de azúcar simple en su proceso de fabricación, ya que son productos que contienen gran cantidad de azúcar por si solos, como los zumos de frutas que contienen de forma natural fructosa.

La gran ventaja de la industria alimentaria es la desinformación del consumidor, que compra productos pensando que van a mejorar su salud, cuando en realidad estos productos son más caros que el producto base y encima no aportan nada de beneficio para la salud del consumidor. Hay que leer muy bien las etiquetas y ser ciudadanos críticos. ¿Realmente necesitamos ingerir esa bolsa de patatas fritas, solo porque contengan la etiqueta de “light”?

La OCU (organización de consumidores), ha redactado este informe <<Los alimentos light, ¿merecen la pena4? Todo depende de la etiqueta.
Y siempre cuando no lo tengamos claro hay que preguntar a los profesionales de la salud, si por desgracia en tu CAP o centro hospitalario no tienen D-N (Dietistas-Nutricionistas), puedes enviar tus consultas a profesionales cualificados de la nutrición en sus blogs, webs o redes sociales. Yo misma gestiono, con dos compañeras más, un blog sobre hábitos saludables y reeducación nutricional (www.healthynutsblog.wordpress.com o en la propia web de Alimmenta (www.alimmenta.com) y estaremos encantados de resolver vuestras #nutridudas.

  1. http://www.consumer.es/alimentacion/aprender-a-comer-bien/alimentos-funcionales/
  2. http://www.consumer.es/alimentacion/aprender-a-comer-bien/alimentos-light/que-es-un-alimento-light/
  3. http://www.abc.es/salud/noticias/20140310/abci-engane-alimentos-light-adelgazan-201403091814.html
  4. http://www.ocu.org/alimentacion/alimentos/informe/alimentos-light

Por la inclusión del D-N en la salud publica i el ahorro economico que supondria

La falta de Dietistas-Nutricionistas (D-N) en la sanidad pública causa diversos problemas en la sociedad. En los centros de atención primaria y especializada no se cuenta con los profesionales idóneos, los D-N, para tratar y prevenir las enfermedades crónicas no transmisibles, como la enfermedad cardiovascular, diabetes u obesidad, dónde la alimentación es la principal causante de estas. Por ello, la no inclusión de dichos profesionales en la Seguridad Social, obliga a aquellas personas que necesitan un tratamiento nutricional, a recorrer a dichos expertos en sus consultas privadas (con el desembolso económico que eso supone), discriminando a los colectivos menos favorecidos, que no poseen los medios económicos necesarios para pagar dicho servicio. Es importante recordar, que la población con menos recursos económicos (la crisis económica ha incrementado este fenómeno), es la más proclive a tener unos hábitos alimentarios inapropiados y un mayor sedentarismo, que conlleva a padecer hipertensión, diabetes y hipercolesterolemia1.

¿A que es debido este fenómeno? Según un estudio de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE)2, las familias españolas gastan menos dinero en comprar frutas y verduras frescas, e incluso han cambiado su patrón dietético, en el cual han incluido un elevado porcentaje de comida basura, ya que les resulta más económica y tiene un alto poder calórico. Por consecuente, al ingerir más comida basura, se aumentan los niveles de sobrepeso y obesidad, así como las patologías asociadas a estas, como enfermedades cardiovasculares, hipertensión, colesterol sérico elevado, y un largo etcétera.

Este fenómeno causa en los Centros de Atención Primaria (CAP) más visitas, también más ingresos en hospitales… Hecho que incrementa los gastos en Sanidad, los cuales se podrían evitar con la inclusión de los D-N, que promoverían la prevención, evitando así el aumento de la mortalidad.

¿Cuánto creéis que se podría ahorrar la Sanidad Pública? El periódico Levante-EMV3 hizo hace poco una entrevista a la Presidenta del Colegio de Dietistas y Nutricionistas de la Comunidad Valenciana (CODiNuCoVa), Alma Palau, donde relata lo siguiente: “Cuidar la alimentación de los ciudadanos repercute en una sanidad pública más barata. Hay estudios que demuestran el ahorro sanitario que supone incorporar dietistas al sistema de salud”.  Así al incluir al D-N en el sistema de salud, ahorramos en gasto sanitario, mejoramos la esperanza de vida de la población y contribuimos a rebajar la desigualdad social, que está estrechamente y peligrosamente asociada a la obesidad. Tal y como se describe en este artículo4: El sobrepeso, en general, está relacionado con factores de riesgo genético-ambientales y estilos de vida, propios de la sociedad actual y que afectan a todo el espectro social. Pero la obesidad está muy estrechamente vinculada a un nivel educativo familiar bajo y continúa siendo un marcador de desigualdad en salud.

Por tanto, con la inclusión de Dietistas-Nutricionistas en el ámbito hospitalario no sólo se ahorra dinero, sino se mejora la calidad de vida y se disminuye la brecha social.

  1. http://ibsalut.es/ibsalut/2020/es/Alegaciones%20consideradas%20parcialmente%20%28ACP%29/acp48.pdf
  2. http://www.elmundo.es/salud/2014/05/28/5385f43ce2704e181f8b4576.html
  3. http://www.levante-emv.com/comunitat-valenciana/2012/01/06/incorporar-dietista-sistema-salud-seria-ahorro-sanitario/870302.html
  4.  http://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S169540331000305X

La moda sana de picar entre horas

Para nuestro décimo post, desde HelathynutsBlog os queremos hablar de una moda creciente en nuestra sociedad: el picoteo. Ya que según rezan diversos artículos publicados en los periódicos es sano.

Analizando diversos artículos1 i 2, más o menos todos coinciden en el mismo eslogan “picar entre horas es de lo más común y saludable”, hay que matizar un poco estas palabras, una frase no por más repetida, significa que sea cierta. Hay que analizar a través de la evidencia científica, si esta afirmación es cierta o no y a la vez, resaltar la bibliografía de la cual hemos extraído estas conclusiones. Nunca se puede citar una frase, sin después mencionar la fuente. Una vez más, el periódico que se lleva la palma en este asunto es El Confidencial3, ya que suelta (así a la ligera) que: “la mayoría de las dietas recomiendan comer pequeñas cantidades de comida pero en varios momentos del día para saciar el apetito”. Esta frase es el claro ejemplo de desinformación e intoxicación. No es que se recomiende tomar pequeñas cantidades en diversos momentos, sino que hay que fraccionar las kilocalorías, en varias comidas (5 para ser exacto)

¡Eso no significa que cada hora tengamos que estar picando!. Los Dietistas-Nutricionistas4, recomiendan: “repartir las calorías a lo largo del día”, es decir, tomar de 4-5 raciones al día, repartidas en el siguiente horario: Desayuno (08:00-09:00), Almuerzo (11:00-11:30), Comida (14:00), Merienda (17:30) y Cena (21:00). Esto sería lo ideal, hacer tres comidas fuertes (desayuno, comida y cena) y dos tentempiés (Almuerzo y merienda).

Este “break” o este piscolabis se toma a media mañana i media tarde para evitar llegar a las comidas importantes con un hambre voraz e ingerir aquello que tengas más a mano, sobretodo alimentos superfluos con muchas calorías y poco poder saciante. Como dice el gran Julio Basulto3: “¿Quién es capaz de comerse una zanahoria cruda tras seis horas de ayuno, sobre todo si tiene al alcance de su mano un turrón de Jijona?”, pues eso.

Conclusión: es bueno diversificar las comidas, tomar 5 comidas al día, más o menos cada 3-4 horas, siempre en comidas organizadas, escogiendo muy bien los alimentos, sobre todo aquellos que contengan poder saciante (fibra), bajos en grasas saturadas y azúcar simple (no es lo mismo una chocolatina, que un puñado de nueces). Para eso hay que leer muy bien las etiquetas, ya que hay alguna que otra campaña publicidad que puede dar a engaño. Para muestra, un botón: Vita línea 0% ¿os habéis fijado en su

etiqueta5? Lo podéis leer en la imagen adjunta, que estampe en su etiqueta 0%, solo significa contiene un 0% de grasas, pero si contiene azúcar, 100gramos de este producto suponen el 12% de la Cantidad Diaria Recomendada. La Organización Mundial de la Salud (OMS)6 i 7, ha publicado recientemente un estudio en el que recomienda, disminuir a la cantidad de azúcar recomendada desde el 10% al 5%, obviamente, estos yogures exceden la cantidad de azúcar simple recomendado. ¿Seguro que son tan saludables como afirman?.

Bibliografía:

  1. http://seguros.elcorteingles.es/blog/el-picoteo-saludable-de-moda-en-espana/
  2. http://www.hola.com/cocina/nutricion/2013062065586/picar-entre-horas-de-forma-saludable/
  3. http://www.elconfidencial.com/alma-corazon-vida/2014-12-08/haz-hueco-en-la-nevera-el-top-de-tendencias-en-la-comida-para-2015_510783/
  4. http://www.consumer.es/web/es/alimentacion/aprender_a_comer_bien/2012/12/12/214693.php
  5. http://recetasdukanmariamartinez.com/2013/11/04/nuevos-postres-vitalinea-dieta-dukan/
  6. http://elpais.com/elpais/2015/03/04/ciencia/1425492900_302754.html
  7. https://www.meneame.net/story/oms-rebaja-mitad-cantidad-recomendada-azucar-dieta

Los 5 venenos blancos

Continuando con el serial de desmintiendo artículos pseudo-científicos publicados en diversos medios digitales. En esta ocasión, toca los 5 venenos blancos. Antes de meternos en materia, recalcar que, el color del alimento (blanco en este caso), no tiene nada que ver con los “supuestos” efectos de dichos alimentos. Tal y como relata gominolasdepetroleo1 en su blog. Los colores de los alimentos no tienen por qué aportar una función extra (naranjaà beta-carotenos, aunque clorofila à solo aporta color verde).

Volviendo al tema que nos ocupa, los supuestos cinco venenos blancos son: leche pasteurizada, arroz, sal, azúcar y harina refinada. En el artículo publicado en la Web de telecinco2 donde ni siquiera se hace público el nombre del redactor (#PonUnNutricionistaEnTuVida), continúan citando estudios sin mencionar el autor, la Web de donde lo han sacado….

  • Arroz: afirmaban que según un estudio (así sin anexar el documento en cuestión, suerte que nos tenéis como ayuda y lo hemos encontrado3) que tomar más de 5 raciones/semana aumentaba el riesgo de padecer diabetes tipo 2 en un 17%. ¿Y, porque las poblaciones asiáticas no padecen diabetes? Porque toman arroz integral. Creo que esta afirmación es un poco demagoga, podrían haber puesto que es más recomendable el consumo de alimentos integrales y no asociar al arroz blanco a la diabetes.
  • Leche pasteurizada: el motivo es el alto contenido en grasa saturada y colesterol. ¿La leche desnatada o semidesnatada también tiene tal cantidad? Continuamos con la demagogia, la leche entera es poco recomendable, mejor fomenta el consumo de la desnatada o “semi”. Recalcar que la grasa es necesaria para vivir, pero siempre en su cantidad y calidad recomendada. Además apuntilla en el artículo “Los expertos proponen la leche vegetal como alternativa a este alimento”. Estas leches no aportan calcio de forma natural (se les añade) y este si es un nutriente indispensable para la vida.
  • Azúcar refinado: reza el artículo “el azúcar refinado no contiene ni vitaminas, ni minerales, proteínas o fibra. Por lo que consumir este alimento tan solo puede atraer consecuencias negativas” Las galletas tampoco aportan ni vitaminas ni minerales y no veo que las estén demonizando, todo lo contrario.
  • Sal: “aumenta las posibilidades de padecer enfermedades cardiovasculares”. La sal está compuesta por cloruro sódico, pues bien, el sodio es quien facilita el intercambio de iones entre el interior y el exterior de la membrana celular. Es una de las funciones más importantes de nuestro organismo. Así que si, la sal también es indispensable para la vida. Pero como todo, en su justa medida, ya que un exceso puede conllevar a la hipertensión arterial. Pero, el déficit de sal causa hipotensión, causando cansancio, mareos, desmayos…
  • Harina: demagogia en estado puro “La harina blanca es almidón en estado puro. Para evitarla, es preferible consumir pan de centeno o integral”. La propia definición lo dice, no es que sea malo, sino que es mejor sustituirlo por la integral.

Conclusión, estos cinco alimentos no son malos sino se recomienda un consumo moderado de estos. Porque hablan mucho de los alimentos refinados, pero se dejan al rey de los refinados: el aceite de girasol. Pero claro, como no es blanco, ya no es perjudicial. Aunque queda claro que lo más importante en este caso es ofrecer a los lectores un titular apocalíptico. En vez de dar estos consejos básicos sobre estos alimentos:

  • Sustituir los alimentos refinados por los integrales
  • Consumo moderado de sal
  • Consumo esporádico de alimentos ricos en azúcar (galletas, bebidas azucaradas, etc.…).
  • Sustituir los productos enteros por los desnatados o semidesnatados (y seguiran siendo blancos)

Bibliografía:

  1. http://www.gominolasdepetroleo.com/2014/10/el-mito-de-los-5-venenos-blancos-i-la.html
  2. http://www.telecinco.es/informativos/sociedad/venenos-blancos-consumes-dia_0_1892625130.html
  3. http://www.bbc.com/mundo/noticias/2012/03/120316_diabetes_arroz_blanco_men.shtml

Los “Superalimentos”

Últimamente veo en los periódicos nacionales, diversos artículos sobre los súper-alimentos. En el artículo publicado por El Confidencial1, escrito por un periodista (los artículos científicos deberían de estar escritos por personal sanitario para no inducir a errores en los lectores),  empieza con la típica frase: “los nutricionistas dicen que….” sin referenciar concretamente el autor de dichas palabras (si fuera personal especializado sabría que la bibliografía es la parte más importante del texto) y luego enumera una serie de productos como frutos secos, legumbres, vegetales…. Obviando al más importante de todos, el aceite de oliva (fuente de antioxidantes y omega-9). Aunque eso sí, ha resaltado la temporada de cada alimentos, fomentando el consumo de alimentos de proximidad en la época que toca. 
Continuando con este serial, leí el artículo de El País2, el cual en su segundo párrafo afirma qué: “a pesar de su omnipresencia, ni siquiera existe una definición oficial (…) son nutrientes que, sin aportar calorías, preservan la salud, como el aceite de oliva, los frutos secos o el pescado azul. De ahí viene el nombre de superalimento” Punto 1: si no hay definición oficial, no te la inventes, ya que puedes meter la pata Punto 2: Sin aportar calorías. ¿Seguro? El aceite de oliva aporta 9kcal por gramo3. ZAS! Creo que esto es un error grave, porque estas desinformando a la población, (#PonUnNutricionistaEnTuVida).
Bien, después de este esperpento, os voy a proporcionar una definición, para que entendáis el concepto. Según la European Food Information Council4 Se dice que los súper-alimentos o alimentos funcionales (término científico adecuado) “son aquellos alimentos que se consumen como parte de una dieta normal y contienen componentes biológicos activos, que ofrecen beneficios para la salud y reducen el riesgo de sufrir enfermedades”. Pero para aclarar todo este asunto tan de moda, la misma asociación apuntilla5: “No está claro que la evidencia científica en cuanto a los efectos de esos alimentos sobre la salud, aun cuando dichos efectos sean positivos, puedan aplicarse a las dietas en el mundo real”.
 Estamos en el mismo punto que en el anterior post de HealthynutsBlog, que mucho ruido y pocas nueces. No hay evidencia científica que lo pruebe. Aun así, si buscas en la barra de Google® “súper-alimentos”, salen 54.000 resultados. Repito lo dicho, consultad fuentes bibliográficas fiables o personal especializado en el tema. Y recordad que….
La mejor manera de garantizar una ingesta equilibrada de nutrientes de cara a una salud óptima sigue siendo el seguimiento de una alimentación variada, basada en alimentos ricos en nutrientes, que incluya abundante fruta y verdura”.
Bibliografia:
  1. http://www.elconfidencial.com/alma-corazon-vida/2012-11-28/lsquo-superalimentos-rsquo-las-mejores-comidas-para-perder-kilos_502040/
  2. http://elpais.com/elpais/2014/08/28/buenavida/1409216586_402186.html
  3. http://www.montevideo.com.uy/auc.aspx?11270
  4. http://www.eufic.org/article/es/expid/basics-alimentos-funcionales/
  5. http://www.eufic.org/article/es/artid/The-science-behind-superfoods/

Cruciferas y su efecto “anticancer”

Para nuestro séptimo post, vamos a hablar sobre las Crucíferas, este género vegetal que hasta hace poco era desconocido. Pero des de que se  hace poco era desconocido. Pero des de que se descubrieron sus propiedades anti-cancerígenas ha desatado un auténtico boom. Pero, ¿Son ciertas estas propiedades? ¿Qué verduras pertenecen a este género?

Para empezar, pertenecen al género Brassica. Dentro de este grupo se incluyen las siguientes plantas:

·         Brócoli

·         Coles de Bruselas

·         Col o repollo

·         Coliflor

·         Rábanos

·         Nabos

·         Berros

·         Verduras de hoja verde

Las crucíferas son ricas en vitaminas y minerales, como por ejemplo vitamina A, E, C, K y un gran aporte de fibra. Recordar que la vitamina E y C son antioxidantes. Además poseen unas sustancias llamadas glucosinolatos, que son componentes químicos con azufre.  Estos compuestos son responsables del aroma y sabor amargo de las crucíferas y también tienen efecto anti-cancerígeno. Aunque su componente activo solo se libera después de la masticación y posterior digestión. Las sustancias que se liberan son índoles, nitrilos, tiocianatos e isotiocianatos. Estas sustancias procedieron a analizarlas para comprobar si son ciertas sus propiedades “milagrosas”. Los primeros exámenes arrojaban resultados esperanzadores. El Instituto Nacional del Cáncer de los Estados Unidos1 afirmo que:
“Algunos de estos compuestos han mostrado efectos anticancerosos en células y en animales, pero los resultados de estudios en seres humanos han sido menos claros”

Mediante los análisis en animales de laboratorio, se ha comprobado que tienen estos efectos en su organismo:  

  • Ayudan a proteger las células de daños al ADN.
  • Ayudan a desactivar carcinógenos.
  • Tienen efectos antivíricos y antibacterianos.
  • Tienen efectos antiinflamatorios.

Pero como apuntaba el Instituto Nacional del Cáncer de EE.UU los resultado en seres humanos son menos claros y hasta el momento no se ha encontrado suficiente evidencia científica como para afirmar rotundamente que los glucosinolatos tienen efecto anti-cancerígeno (aunque le pese a muchos). Por eso hay que continuar investigando y abrir nuevas líneas de investigación. En la misma línea que el Instituto Nacional del Cáncer se pronunció la Leukemia  & Lyphoma Society2 en sus guías de “Nutrición durante y después del tratamiento para el cáncer” aconseja el consumo de crucíferas. No obstante hay que tener en cuenta, que no está científicamente probado que las crucíferas tengan propiedades anti cáncer.

Entonces, ¿Por qué recomienda el consumo? Porque aportan vitaminas antioxidantes (C y E), fibra, minerales que son esenciales para el organismo. Como en todo tratamiento dietético, es importante fomentar el consumo de frutas y verduras por su elevado contenido en micronutrientes esenciales para nuestro organismo.

Bibliografía:
1.
http://www.cancer.gov/espanol/recursos/hojas-informativas/dieta/plantas-crucíferas
2.http://www.lls.org/content/nationalcontent/resourcecenter/freeeducationmaterials/spanish/pdf/sp_foodnutritionfacts.pdf